Desarrollo creativoNuestra profesionalidad a su Servicio

Web App

La principal característica de las aplicaciones web es que son Multiplataforma. Aunque se requieran algunos ajustes, una webapp funciona generalmente en todos los dispositivos móviles, siempre y cuando sean compatibles con el engine del Safari Webkit.

Una web app visualmente es como una aplicación nativa, la diferencia está es que el acceso es automático y no requiere descarga previa. La forma de entrar en la web app, es a través de la dirección (ej. www.weblaspalmas.es) de su web. El sistema detecta si es un smartphone quien accede al sitio web, transformando su web automáticamente en una aplicación web.

  • La tecnología es más sencilla que la necesaria para desarrollar aplicaciones nativas, pudiendo utilizar lenguajes como HTML5, JS o CSS. En consecuencia, está mucho más extendida.
  • Como funcionan con independencia de los canales de distribución de operadores y fabricantes, no se someten a ningún control, ni en la publicación inicial ni en las posteriores actualizaciones, como sucede por ejemplo con las aplicaciones en el AppStore. Por tanto, no hay revisión de las versiones que se publiquen, y las actualizaciones llegan de manera automática a todos los usuarios y plataformas a la vez.
  • Relacionado con el punto anterior, la independencia del canal de distribución permite un mayor control de la política de precios sobre la distribución de contenidos desde la aplicación (in-App), evitando los rangos fijos, como los que tiene establecidos el AppStore.
  • Adicionalmente a la libertad en la política de precios, una webapp permite implementar uno o varios mecanismos de pago diferentes y de esta manera no tener que pagar las altas comisiones de los stores de aplicaciones (en torno al 30%).
  • Como inconvenientes, la descentralización del store implica un mayor esfuerzo de marketing para que los usuarios tengan conocimiento de la disponibilidad de la aplicación, además de necesitar más recursos para servir la aplicación.

 

Teniendo en cuenta las características mencionadas, se optará por ajustar el desarrollo al tipo de aplicación que ofrezca mayores prestaciones para el tipo de contenido, objetivo y funcionalidad.

Por el contrario, tenemos el ejemplo de un sector tan influyente como el editorial, como la cara más visible de una tendencia que se va asentando. Ante la negativa de aceptar las condiciones de Apple, se decantan por las aplicaciones web basadas en HTML5.